In Fórmula E, Fórmula E

Este post explorará cómo han evolucionado los coches de Fórmula E a lo largo de los años, y subrayará por qué el modelo Gen3 que debuta en la temporada 9 es el futuro.

Fórmula E es el primer deporte de motor eléctrico del mundo, y después de unas exitosas 6 temporadas tras su serie inaugural 2014-15, la Fórmula E se convirtió en un campeonato oficial de la FIA en 2020. Este deporte se basa en su compromiso de ser el más ecológico de los deportes de motor y han conseguido combinar la emoción de una carrera de motor con la protección de nuestro planeta. Para ello se han tomado iniciativas como el reciclaje de piezas de automóviles, la utilización de biocombustibles en el transporte de mercancías y, por supuesto, el uso de electricidad para alimentar los motores en lugar de los dañinos combustibles fósiles. Es este último punto el que hace que la Fórmula E sea tan sorprendente. Los coches de la Fórmula E se actualizarán a un nuevo modelo Gen3 en la novena temporada, que hará que los coches alcancen una velocidad máxima de 200 mph. Esto, así como las mejoras en otras especificaciones de los coches de Fórmula E, como las cadenas cinemáticas, el frenado y la eficiencia de los motores, harán que las carreras sean más emocionantes que nunca.

Fórmula E: La forma del futuro

Dado que la Fórmula E es un nuevo deporte de motor, se han producido muchos cambios y los coches han sido los más significativos. La Fórmula E Gen1 duró las primeras 4 temporadas y, mirando ahora hacia atrás, este modelo era bastante básico. Esto se debió al hecho de que los coches de carreras eléctricos eran completamente nuevos y necesitaban ser entendidos mejor por los equipos y sus pilotos.

La simplicidad del Gen1supuso una buena introducción a las carreras eléctricas para todos los participantes. Sin embargo, el desarrollo de los coches no tardó en empezar, ya que en la segunda temporada se relajaron las restricciones sobre la adaptación de los coches. Los fabricantes podían diseñar sus propios motores y adaptar otras especificaciones del coche, como la caja de cambios. Sin embargo, el cambio más significativo ha sido el aumento de la potencia, lo que hace que las carreras sean más competitivas y emocionantes. La naturaleza de la Fórmula E permite un gran espacio para la innovación, ya que la nueva tecnología está aumentando las mejoras potenciales de las baterías de los coches. Así lo demuestra el aumento del 50% de la eficiencia de los coches en la tercera temporada como resultado de las mejoras en las baterías.

Mientras que la Gen1 ya era única, el desarrollo de los coches de Fórmula E no se ralentizó, y la Fórmula E Gen2 vio cómo el deporte progresaba notablemente. La Gen2 trajo muchos cambios, sobre todo en las baterías de los coches. En la Gen2, los coches podían correr toda una carrera con una sola carga, lo que significaba que ya no necesitaban paradas en boxes. Esto no sólo puso de manifiesto las sorprendentes mejoras tecnológicas, sino que también creó una interesante dinámica en las carreras y estableció
otra diferencia significativa entre la Fórmula E y la Fórmula 1
. La evolución de las baterías de los coches también hizo que éstos fueran mucho más potentes, ya que los motores recibieron un aumento del 25% en su potencia máxima. También se realizaron otros desarrollos en otras especificaciones del coche, como el sistema de frenado, la altura y la anchura del coche.

De Gen2 a Gen3

El modo de ataque también se añadió en la era Gen2, creando un nuevo reto para los conductores y permitiendo otro aumento de potencia de 225kw a 235kw. Está claro que la Gen2 representó un gran paso adelante para la Fórmula E, ya que los coches se convirtieron en “más parecidos a los coches de carreras”, como dijo el campeón de 2016/17 , Lucas di Grassi.

La evolución está en el ADN de la Fórmula E y sus responsables anunciaron que la Fórmula E Gen3 debutaría en la novena temporada. Los coches de Fórmula E alcanzarán nuevas cotas con este salto, ya que Gen3 se describe como “el futuro del automovilismo”. Combina la sostenibilidad, la eficiencia y el rendimiento para crear algunos de los vehículos más sorprendentes jamás vistos. Mientras que en la Gen2 los coches cambiaron para parecerse a los coches de carreras, en la Gen3 los coches se especializarán para las carreras de calle.

Los coches Gen3 podrán alcanzar una velocidad máxima de 200 mph gracias a la reducción del peso de los coches en 60 kg y a las mejoras en la batería. La adición de un tren motriz delantero, para complementar el tren motriz trasero, ayudará a aumentar la capacidad regenerativa. Se calcula que el 40% de la energía utilizada en una carrera procederá de la energía regenerada, lo que supone un enorme aumento respecto a la cifra del 25% de Gen2. Se trata de un avance impresionante, ya que los coches de Fórmula E serán los primeros coches de fórmula con trenes motrices tanto traseros como delanteros.

El aumento de la capacidad regenerativa de los coches también mantiene a la Fórmula E en línea con su promesa de ser el deporte del motor más sostenible, ya que garantizará que se utilice menos energía en las carreras. Además, se han tomado muchas medidas para ayudar en el compromiso de carbono neto cero de la Fórmula E. Entre ellos se encuentran el “potencial post-vida” de las baterías, los neumáticos que se reciclan después de cada carrera y la carrocería completamente reciclable de los coches. La carrocería estará compuesta por piezas de fibra de carbono recicladas de los coches Gen2 y otros materiales sostenibles como el lino.

Una oportunidad para el negocio y la audiencia

La evolución de los coches de Fórmula E en tan poco tiempo ha contribuido a que este deporte crezca rápidamente y atraiga la atención de muchos aficionados a las carreras. A su vez, esto ha convertido a la EF en una interesante oportunidad para las empresas que buscan asociaciones. Esto se debe, en parte, a que la Fórmula E ha mostrado una tecnología e innovación tan notables para ayudar a impulsar esta evolución, ya que las empresas buscan alinearse con proyectos emocionantes orientados al futuro. Lo más emocionante es que los nuevos desarrollos de los coches Gen3 se entregarán como actualizaciones de software, lo que significa que esta evolución no se ralentizará pronto.

El Gen1 fue considerado como el trampolín para que la Fórmula E despegara e introdujera al mundo en las carreras con motores eléctricos; la simplicidad de los coches lo puso de manifiesto. La segunda generación vio cómo el deporte crecía a medida que los coches se hacían más familiares para los aficionados a las carreras. Gen3 contribuirá a que la Fórmula E sea más única y permitirá dejar su huella en el automovilismo, ya que el deporte y sus coches están preparados para el futuro. Con la Fórmula E Gen3 a punto de debutar en enero de 2023, ahora es el momento de engancharse a este deporte y ver de qué va el bombo.

Recent Posts

Leave a Comment

Fórmula E